El Consejo de Ministros de Pesca se reunirá los próximos 15 y 16 de diciembre para a acordar los TAC y cuotas del próximo año

en Opromar

El año 2020 y la crisis sanitaria motivada por la pandemia de la covid-19 ha azotado con fuerza a todos los sectores, que se han visto gravemente damnificados y posiblemente continuarán sufriendo las consecuencias a lo largo del próximo año. Uno de los sectores que ha sufrido de lleno la crisis es el pesquero, que se ha visto afectado tanto por las restricciones por el coronavirus en los diferentes países, como por la bajada de las ventas de pescado y consecuente caída de los precios.

Dejando el 2020 atrás y mirando hacia el 2021, los armadores de Marín han puesto la mirada en el Consejo de Ministros de Pesca, que se reunirá los próximos 15 y 16 de diciembre para a acordar los TAC (totales admisibles de capturas) y cuotas del próximo año que determinarán las cantidades máximas de peces de algunas poblaciones que pueden capturarse.

Las negociaciones se harán en base a la propuesta de la Comisión Europea sobre los distintos stocks y las zonas de pesca. La propuesta, que está basada en los ICES-CIEM (informes y recomendaciones científicas de Consejo Internacional de Exploración del Mar), apunta a una reducción de las posibilidades de pesca en todas las especies objetivo de las pesquerías en aguas de Portugal (zona 9) y el Cantábrico Noroeste (zona 8c), fundamentales para la flota de Marín. Tan solo el jurel de la zona 9, que es el que se pesca desde Finisterre hasta el sur, tendrá un incremento de los TAC del5% con respecto al 2020, lo que permitirá la pesca de 128.627 tonelada de esta especie.

La comisión propone una reducción del 13% (posibilidad de pesca de 7.825 toneladas) para la merluza, una de las especies fundamentales para OPROMAR, pero para los armadores de Marín esa cifra continúa siendo alta.

El rape y el gallo también sufrirán un reducción del 13% y 11%, respectivamente. Con respecto al rape, se han evaluado dos tipos, el blanco y el negro. Uno de ellos ha llegado a niveles de RMS (Rendimiento Máximo Sostenible), mientras que al otro, debido a que no se ha llevado a cabo una campaña de valoración de la especie en algunas zonas, se le establece un criterio de precaución, por lo que se propone la reducción. La propuesta permite capturar un total de 3.672 toneladas de rape y 2.158 de gallo, especie que también cuenta con dos tipos que han llegado a niveles de RMS.

Tras la reunión del Consejo de Ministros de Pesca, habrá un acuerdo sobre los TAC y cuotas que determinarán la pesca de la flota de OPROMAR.

 

NOTICIAS RECIENTES